Sábado , 21 octubre 2017
Noticias Destacadas

Las sicarias del roller derby aragonés

Las sicarias del cierzo son el único equipo de Aragón de roller derby, un deporte de contacto basado en el patinaje sobre ruedas, exigente y gratificante a partes iguales y que empieza a contar con un buen número de seguidores dentro y fuera de nuestra comunidad.

Sicarias del cierzo

Las Sicarias del cierzo

Verlas en acción impresiona. En la pista, dos equipos de cinco jugadoras sobre sus patines de cuatro ruedas o quads. Cuatro bloqueadoras o defensas y una jammer o anotadora cuyo objetivo es superar a las bloqueadoras del equipo contrario, algo que lógicamente, no le ponen fácil. Una no necesita entender muy bien las reglas de este deporte nacido en 2001 en EEUU para disfrutar viéndolas jugando. Porque en contra de lo que muchos puedan pensar, éste es un deporte que tiene más estrategia que violencia y en el que la seguridad prima por encima de todo. “Llevamos casco, bucal, coderas, muñequeras, rodilleras y algunas también llevan espinilleras. Además, una de las primeras cosas que hacemos es aprender a caer correctamente para evitar lesiones”, cuenta Mari, jugadora de Las sicarias del cierzo.

La historia de este grupo de guerreras comenzó en 2012, cuando un grupo de cinco amigas comenzaron a juntarse para patinar e iniciarse en el roller derby, aunque no supieran mucho de ello. “Lo poco que sabía del roller derby era por la película Whip it, Roller Girls. No conocíamos las normas y ni siquiera teníamos protecciones e incluso una de nosotras se rompió el codo en el primer entrenamiento serio que hicimos en el Parque Grande” Recuerda Natalia, una de esas cinco pioneras de las Sicarias del cierzo.

Pero a pesar de eso su interés por este deporte no hizo más que crecer. Continuaron entrenando, ganando forma física, aprendiendo las reglas y técnica del roller derby… hasta que el grupo creció y en septiembre de ese mismo año decidieron constituirse como equipo. Nacían las Sicarias del cierzo. “Buscábamos un nombre que nos representase, que representara a Zaragoza, y de ahí lo de identificarnos con algo tan nuestro como es el cierzo”, comenta Natalia.

Las sicarias del cierzo durante su entrenamiento.

Las sicarias del cierzo durante su entrenamiento.

En estos tres años de andadura no les han regalado nada precisamente, sino más bien todo lo contrario, obligándoles a hacer del suyo un deporte autogestionado. Por un lado han tenido que hacer frente a las trabas burocráticas y la falta de apoyo por parte de las instituciones para conseguir algo tan básico como un pabellón en el que poder entrenar. Lo que a su vez les obligó a moverse para recaudar fondos con los que sufragar dicho pabellón. Por otro lado, las trabas derivadas del hecho de ser un deporte que no cuenta en nuestro país con liga propia. “ Lo que hacemos antes de comenzar la temporada es buscar equipos que puedan estar a nuestro nivel para jugar y concertar con ellos un par de partidos, uno en su casa y otro en la nuestra o incluso triangulares o torneos. Esto nos ha permitido jugar contra equipos como Black Thunders, de Madrid; Alcoy Roller derby; Rayo dockers, de Valencia; Las Palmas Roller Derby o Botxo Killers, de Bilbao”

Partidos que por cierto y a diferencia de otros deportes mucho más mayoritarios, rara vez acaban mal. El juego limpio y el buen rollo es lo habitual en el roller derby. “Como sucede en el rugby o en otros deportes de contacto, en el Roller derby aunque en la pista te dejes la piel y recibas golpes o incluso te hayas podido partir una pierna, cuando termina el partido todo se queda ahí. Todas nos saludamos como al principio del partido, saludamos a los árbitros, aplaudimos al equipo ganador y nos vamos a tomar algo”, destaca Carmen jugadora de las Sicarias. “En el Roller derby, como en el rugby, se suele decir que jugamos dos tiempos en la pista y un tercero en el bar”, apunta entre risas Natalia.

Cartel informativo de la Semana de la iniciación al roller derby

Cartel informativo de la Semana de la iniciación al roller derby

Precisamente por ese buen rollo y por lo mucho que engancha este deporte, las Sicarias del cierzo siguen ahí, al pie del cañón. Se han propuesto dar a conocerlo y reclutar nuevas jugadoras y jugadores (les gustaría formar un equipo masculino) Para ello nada mejor que animar a todo el mundo a probar el roller derby a través de las actividades organizadas dentro de su semana de iniciación que tendrá lugar entre el 28 de septiembre y el 2 de octubre.

“Comenzaremos el lunes 28 a las 20.30 en el Pabellón Municipal de Garrapinillos jugando un pequeño partidillo amistoso entre nosotras con el que pretendemos que la gente comprenda mejor qué es esto del roller derby, ya que hay que verlo para entenderlo realmente. Al finalizar habrá un entrenamiento abierto en el que podrá participar todo el que quiera y en el que explicaremos las nociones más básicas de este deporte e intentaremos proporcionar patines a todas aquellas personas que no tengan. Queremos que vengan, prueben el roller derby y comprueben como aunque esto pueda cansar y puedas caerte, la adrenalina hace que no te duela nada”, nos cuentan Sheila e Irene, también jugadoras de las Sicarias.

Tras esto el martes 29 realizarán un entrenamiento físico en el parque grande abierto a todo aquel que las quiera acompañar con salida a las 20.30 horas de la fuente del Batallador en el Parque Grande.

Al día siguiente, el miércoles 30 de septiembre a las 20.30, volverán a tratar de dar a conocer este deporte con un nuevo entrenamiento abierto, esta vez en la Pista del Ebro situada en el Paseo Echegaray. La semana la cerrarán con una charla informativa en el bar A Flama Tabierna el viernes 2 de octubre a las 19.00 que acompañarán con tapas veganas elaboradas por ellas mismas y en la que además todo el mundo podrá colaborar con la gestión del equipo comprando su merchandising.

Tras esto quien lo desee podrá acompañarlas hasta la Ley Seca, donde tendrá lugar la fiesta de despedida de esta semana que sin duda servirá para que mucha gente compruebe que en el roller derby hay cabida para todo el mundo, incluso para los que no saben patinar, pues como ellas mismas dicen “es cuestión de echarle ganas y quitarse el miedo”.

Acerca de María Espinosa Esteban

María Espinosa Esteban. Colaboradora / Redactora de Ocio Urbano Zaragoza. Licenciada en comunicación audiovisual por la Universidad Rey Juan Carlos. Con experiencia en diferentes medios de comunicación ha trabajado como redactora en el diario Equipo, Radio Zaragoza (Cadena SER) y Localia Zaragoza.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Scroll To Top